Me pueden obligar a vender mi parte de la casa

VER CONTENIDO✍

Casa en copropiedad entre hermanos

Poco a poco descubrimos con la ayuda de la persona (Oreste) que nos guarda las llaves cuando estamos en Suiza, que un tal Gilson (ya fallecido) había vendido su piso en el bloque de viviendas y cambió la cerradura, vació lo que había dentro (sin valor) y lo “vendió” con su piso a un tal Fabrizio.

Gilson me había enviado su contrato de venta, pero no había nada escrito en el 41 y, desgraciadamente, me dijo que su notario había hecho una valoración de que nuestra bodega era finalmente suya. ¡Así que nos tocó a nosotros hacer la prueba! Dos veces pedí a ese F. “pruebas” y nunca recibí nada.

Sobre la base de los hechos resumidos en la pregunta, podemos suponer que el caso que nos ocupa entra en el ámbito de la llamada “compra no dominical” regulada por los artículos 1478 y siguientes del Código Civil.

Además, si desde 1982 hasta 2015 se acudió al piso y a su sótano sólo ocasionalmente, aunque se ocupara con diversos objetos, sería difícil probar (a falta de un título válido) una posible usucapión por posesión continua e ininterrumpida de veinte años.

Transmisión de la cuota de propiedad gratuita

También puedo añadir que mi ex marido fue designado por el Tribunal de Alejandría como perito para un asunto idéntico a este. Yo también desconocía esta práctica, pero siguiéndolo durante la fase de tasación, ya que también estaba inscrito como perito, pude comprobar cómo un inmueble propiedad de 4 herederos en el que uno quería quedarse con él y los tres restantes venderlo, se encontró entre la espada y la pared y, por tanto, se vio obligado a comprar las partes de los coherederos o a venderlo a un tercero mediante una subasta impuesta por el juez.

División judicial de bienes inmuebles

Surge en el momento del fallecimiento del de cuius, y continúa hasta su disolución, por división, cuando cada heredero se convierte en propietario exclusivo de los bienes asignados. En el caso de los bienes indivisibles, la división se efectúa vendiendo los bienes y distribuyendo el producto, o asignándolos a un coheredero, que debe entonces pagar a los demás la suma correspondiente a sus partes.

Así, por ejemplo, si un hermano ocupa una casa heredada, los demás hermanos pueden pedirle que pague una suma de dinero correspondiente a al menos dos tercios del alquiler utilizado en la misma zona y para pisos similares.

Si el coheredero ocupa el inmueble heredado conjuntamente, cambiando incluso las llaves de la cerradura sin avisar a los demás copropietarios y sin dejarles una copia, ¿está cometiendo un delito? Depende de si el piso estaba también habitado por los coherederos.

De lo contrario, privar a un copropietario de las llaves podría constituir un caso de despojo, que puede ser presentado ante los tribunales civiles mediante una acción de despojo o reintegración en virtud del artículo 1168 del Código Civil. De hecho, según el artículo 1146 del Código Civil, todos los herederos entran en posesión de los bienes desde el momento de la apertura de la sucesión.

Vivienda en copropiedad habitada por un solo propietario

Procedimiento evitable si las partes están dispuestas a llegar a un acuerdo y dividir la herencia a partes iguales. Es aún mejor si el progenitor ha resuelto el problema a priori dejando un testamento en el que ha dividido las acciones a partes iguales entre todos sus herederos.

Así, el primer paso de la división judicial consiste en la identificación de todos los bienes que componen la herencia. La segunda en la liquidación de los bienes hereditarios y por último “una vez realizada la tasación, la formación de tantas porciones como herederos o linajes compartan en proporción a sus cuotas”.

About Puntos Legales